¿Qué tan parecido es el proceso de laboratorio para aislar y preservar células madre del cordón umbilical y células madre de los dientes?

Las células madre del hematopoyéticas están suspendidas y se mueven libremente en la capa líquida de la sangre contenida en el cordón umbilical. No existe un método estándar generalizado para el aislamiento y la crío-preservación de éstas células y cada banco tiene su propio método. Sin embargo, todos los mecanismos tratan de lograr el mismo objetivo de concentrar las células madre en un volumen menor al volumen de sangre recolectada en un principio, lo cual se logra la mayoría de las veces con la centrifugación y la identificación de marcadores hematopoyéticos. Después de esto las células pasan a ser crío-preservadas. Las células madre del cordón no se pueden reproducir antes de la crío-preservación, por lo que el número de células es fijo.

Por otro lado, las células madre dentales se aíslan de la pulpa de los dientes y no de la sangre del tejido dental. Las células se encuentran “pegadas” dentro de una matriz celular en la pulpa y deben de ser aisladas tanto mecánica como bioquímicamente. Después las células son colocadas en un medio de cultivo para ser expandidas y poder realizar pruebas de contaminación, viabilidad, funcionalidad y conteo celular antes de su crío-preservación (véase 1.5).

En general, los procesos de recolección, transporte, aislamiento, el equipo de procesamiento, los reactivos, el equipo de preservación y las habilidades de los biólogos son diferentes para las células madre dentales y las células madre del cordón umbilical. Existen múltiples equipos y más de 350 productos involucrados en los procesos biológicos de las células dentales, donde pocos de ellos son similares a los mecanismos biológicos de las células madre del cordón umbilical.

Posted in: Células Madre Dentales